Brit Milá

brimilahEl Pacto

La historia del pueblo judío y de la tradición judía tiene una extensión de más de 3500 años, tratar de explicar algo brevemente tiene el riesgo de una simplificación exagerada. Sin embargo – y hecha la advertencia anterior – podríamos decir que hay una decena de tradiciones a las que cualquier enfoque del Judaísmo debe referirse sea porque se afirman o se rechazan. Por ejemplo cualquier enfoque del judaísmo debe referirse al Shabat (reposo sabático bíblico), a Kashrut (las reglas de la dieta judía), a la Jupa (la boda según el judaísmo). El Brit Milá (circuncisión) ocupa un lugar central entre esas tradiciones, es imposible referirse al Judaísmo sin considerar el Brit Milá.

En el centro de toda la concepción bíblica está el concepto de BRIT (Pacto). Dios establece un “pacto” con la vida en general y especialmente con la humanidad a través de Noé (Bereshit, Génesis Cap. 9:17):

וַיֹּאמֶר אֱלֹהִים אֶל נֹחַ זֹאת אוֹת הַבְּרִית אֲשֶׁר הֲקִמֹתִי בֵּינִי וּבֵין כָּל בָּשָׂר אֲשֶׁר עַ